Estar en la playa, pensar en ir a comprar un sanguchito y terminar almorzando en un buen restaurante

El otro día estaba en Sant Pol de Mar, en Cataluña, disfrutando de un lindo día de playa en verano.

Llegamos a media mañana, nos tiramos en la arena (más bien piedritas gruesas), charlamos, fuimos al agua, tomamos algunas fotos y videos. Entre una cosa y la otra, se hizo la hora de comer.

Pensamos en no perder tiempo ni gastar mucho dinero en comer. La idea era comprar un sanguchito por ahí y seguir con el día de playa; yo fui el encargado de ir a explorar las opciones que estaban frente mismo a la playa.

Había un par de barcitos, un supermercado y otras opciones más «contundentes», hasta un restaurante con estrella Michelin.

Volví, le propuse al grupo viajero ir picar algo sencillo a uno de los barcitos y así lo hicimos.

Claro, al llegar, se nos fue la vista hacia un lindo restaurante llamado «La Selva» que cobijaba bajo una abundante y verde vegetación una lindas mesas que estaban muy bien a cubierto del abrasador sol estival.

Vimos los platos elaborados que preparaban, intercambiamos miradas y casi sin hablar nos entendimos todos: íbamos a comer allí.

Así que nos sentamos, pedimos un plato de pasta, un tartar de salmón, pizza, unas bebidas, pa torrat con alioli casero y pasamos más de una hora degustando y charlando relajadamente.

La cuenta fue de 60,55 euros para 4 comensales, sin postre.

De modo que la idea del sanguchito rápido quedó para otra ocasión, sucumbimos ante nuestro cariño por la gastronomía y los lugares lindos en donde disfrutarla.

La próxima seremos más fuertes y ahorraremos tiempo y dinero picando algo leve… o no.


Nota: Esta publicación puede contener links de afiliación por los cuales recibimos una retribución económica en caso de que realicen una compra o contratación, sin esto implicar un gasto extra para ustedes. Más información.

10 Respuestas

  1. Sergio dice:

    Hace una décadas viví un par de meses en Sant Pol de Mar!!!

    • jlcota dice:

      ¿Y qué tal te resultó vivir allí?

      • Sergio dice:

        Bien. Me robaron todo el dinero en Florencia y volví a España donde conocidos me dieron trabajo en un club de tenis, bastante familiar, a dos cuadras de la playa, para recuperar el dinero y volver a Argentina sin los bolsillos vacíos. Pasaje en LAP…Era la época de efectivo o a lo sumo cheques de viajero!!!

  2. Gabriel dice:

    Muy linda experiencia jlcota!! Esas veces en donde una cosa ve llevando a la otra, y sin darte cuenta hubo cambio de planes… Creo que son de las que uno más recuerda. Un saludo!

  3. Leo dice:

    No se los costos en esa zona, pero a vuelo de pajaro, me parece muy barato por el lugar, la ubicacion y los platos! Muy bien gastados

  4. Leo D dice:

    Y siguen sumamdo comidas a 15 euros por persona promedio! Bien!
    Y me encantó el inicio de la nota. «El otro día estaba…» y parece que vas a decir leyendo un libro o como mucho paseando por el Tigre y resulta que era Sant Pol de Mar…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *