Intercambiar casas y alojarse «gratis» con HomeExchange

Quizás alguna vez escucharon algo o vieron alguna película donde dos familias intercambiaban sus casas en diferentes lugares del mundo. Aunque pueda parecer loco, ¡el intercambio de casas existe y funciona!

Hace poco intercambiamos nuestro piso madrileño por el de una familia en San Sebastián gracias a la plataforma HomeExchange, que actualmente está cumpliendo 30 años. Como imaginarán, es una manera de reducir los costes de viaje, sacarle provecho a nuestra propia casa cuando no estamos en ella, mientras que, a su vez, nos invita a viajar de un modo más «local» e incluso sostenible.

Vamos a contarles los detalles de esta primera experiencia alojándonos «gratis» con Home Exchange.

Garantías y seguridad en el intercambio de casas

El primer punto que me hizo considerar HomeExchange como plataforma para introducirme en el mundo de los intercambios fue que, para alojarte en la casa de alguien, te exige el pago de una suscripción anual de 149€.

Esta suscripción otorga una garantía de alojamiento para anfitriones e invitados, cito el detalle:

Como invitado, tendrás seguridad de ser reubicado o recompensado en caso de cancelación o de que el alojamiento no se corresponda con su descripción.

– En caso de que tu anfitrión cancele el intercambio y no podamos encontrar un intercambio alternativo adecuado para ti, puedes obtener una compensación de hasta $120 USD/noche.

– En caso de no conformidad de la casa de tu anfitrión, HomeExchange te propondrá una solución alternativa.

– HomeExchange se hará responsable de los daños de hasta $1 000 000 USD, independientemente de la deducción de la fianza de 500 USD.

Como anfitrión, encontrarás tu vivienda en el estado en el que la dejaste.

– Aplicamos una fianza de $500 USD que puede ser utilizada para pagar daños menores por parte de tus invitados.

– HomeExchange se hará responsable de los daños de hasta $1 000 000 USD.

– HomeExchange te cubrirá en caso de robo, de acuerdo con nuestras condiciones de uso.

También incluye acompañamiento y protección en el caso de que hubiera que llevar adelante mediaciones.

Previamente a esto, es esencial verificar nuestra cuenta en tres niveles:

  1. Verificación de domicilio junto con el documento de identidad
  2. Verificación del número de teléfono móvil
  3. Verificación del correo electrónico

De esta manera, cuando utilizamos la plataforma, podemos preferir comunicarnos solamente con cuentas verificadas y saber que ya han revisado la veracidad de sus datos.

¿Es fácil concretar un intercambio?

A diferencia de un alojamiento tradicional, los calendarios en esta plataforma dependen de las actividades de las personas, su flexibilidad y sus planes.

En nuestra experiencia, es mucho más sencillo concretar intercambios cuando te hacen una propuesta directa:

O cuando la persona anfitriona es muy clara en sus deseos y forma de expresar el calendario. Si alguien explicita que cierta fecha solo va para intercambio mutuo, no hay que perder tiempo ofreciendo puntos, por ejemplificar.

 

El caso que venimos relatando en este post es el de un intercambio recíproco, es decir que ambas personas/familias se alojan en la casa de la otra al mismo tiempo. Como la reciprocidad no siempre es viable, HomeExchange tiene un sistema de puntos con el que podés «cobrar y pagar» por tus estadías. Sobre esta opción hablaremos en otra publicación 😉

Comentarios sobre casas y anfitriones

Como en toda comunidad, los comentarios de las personas que concretan intercambios son esenciales. Además de las verificaciones, las fotos y las garantías de la membresía, podemos ver la reputación de casa y anfitrión gracias a los comentarios y puntuaciones que la gente va dejando.

Hay quienes acumulan cinco estrellas y destacan en limpieza, comunicación y coincidencia con la descripción:

Y quienes no:

Acá es como siempre: leer con cuidado, analizar bien y seguir un poco la intuición/sensación cuando comienzan una conversación con alguien.

Cómo preparar la casa para un intercambio

Este es un punto muy personal, hay quienes dejan su casa como está sin darle muchas vueltas y quienes prefieren guardar ciertos objetos, cambiar mobiliario, etc. etc.

En nuestro caso, elegimos guardar efectos personales o cosas que pensamos que se podrían romper. Después dejamos almohadas, sábanas y toallas exclusivas para huéspedes.

E indicamos con una pegatina roja aquellos armarios o placares que no podían ser utilizados por almacenar nuestras cosas.

Además dejamos un pequeño reglamento con instrucciones básicas (no usar zapatos, dejar las sábanas sucias en determinado lugar, etc.) y unos alfajores argentinos de bienvenida 🙂

En San Sebastián, también nos dejaron la cama lista con sábanas limpias, toallas sin usar y productos para el desayuno 😉

Disfrutamos mucho de la televisión gigante con sistema de sonido y sillonazo, comodidades que en nuestra actual vivienda son un poco más limitadas.

HomeExchange no es «para cualquiera»

Cuando le comenté a mi mamá sobre la idea de intercambiar casas, no dudó en afirmar con fuerza que eso no era para ella. La frase fue «en mi casa ni loca» y representa el título de este apartado: no todo el mundo está hecho para eso.

Si sos una persona muy apegada a tu espacio personal o tenés aversión a que desconocidos/as usen tus cosas, es un poco difícil que puedas convivir con una dinámica de este estilo. Y está más que bien, cada persona viaja y vive como quiere 🙂

Por el contrario, a mí me resultó muy bien la experiencia de intercambiar casas. Me sentí muy a gusto en la casa de la familia de San Sebastián y muy contenta de que ellos estuvieran aprovechando la nuestra en Madrid. Al volver, encontramos todo en excelentes condiciones y recibimos puros agradecimientos.

Les dejo invitación para registrarse en HomeExchange y recibir puntos de bienvenida, junto con la promesa del siguiente post sobre GuestPoints.

Links de interés:


Nota: Esta publicación puede contener links de afiliación por los cuales recibimos una retribución económica en caso de que realicen una compra o contratación, sin esto implicar un gasto extra para ustedes. Más información.

 

28 Respuestas

  1. Martin dice:

    Buen día , pero no estarías incumpliendo tu contrato de alquiler , generalmente se pide en los contratos no subalquilar , podría ser causa para desalojarte , si justo el propietario va a constatar su casa. Diferente es como lo plantea tu madre, ella no lo haría en la casa que habita pero además tiene el plus entiendo de ser la propietaria .

  2. Monica dice:

    Y los adornos ?
    Tengo muchos muy valiosos
    Tendría que dejar despojado el living
    Lavarropas , lavavajillas, caldera para agua caliente , aparatos frío calor ?
    Tendría que escribir un testamento para que lo usen
    Mis baños son amplios , tengo todas mis cosas personales y de mi marido allí
    Y desde ya , cerraría mi escritorio
    Es una mudanza
    Será conveniente ?
    Como se hace con los servicios
    En mi casa el agua es una cooperativa y es carísima
    No se ???
    Cuesta
    Es mi casa de siempre
    Hay adornos de plata , cuadros de pintores famosos
    Me dan ganas de intentarlo
    Pero me asusta un poco
    No es casa de veraneo ( aunque el lugar lo es)
    Es mi casa
    Saludos
    Monica

    • Cintia C. dice:

      Es una decisión muy personal, Mónica. Quizás con tantos elementos sensibles sea difícil para vos. Respecto a los servicios, en estadías largas se suele estimar un aporte económico para compensar. Saludos

    • Mónica dice:

      Mónica es basado en la confianza y los comentarios que existen sobre cada uno de los titulares de las casas. Yo he estado en casas donde llegamos y su dueño de iba con solo un bolso y nos dejaba la casa totalmente a disposición. Tal vez sea difícil de comprender pero existe en muchos lados aún el respeto, la confianza y honestidad. Lo he comprobado.

  3. Guillermo dice:

    Creo que piden demasiados datos sensibles para verificar la cuenta. Es un tema complicado hoy dia ofrecer tantos datos.

  4. rafaprin dice:

    Hola Cintia!! Desde hace ya 3 años soy un enamorado de HomeExchange. Me he alojado en muchas casas y todas muy satisfactorias: Hawaii, Santa Bárbara, Barcelona, Villa Carlos Paz, Almería, Valencia y hay más. También han venido a mi casa en Mar del Plata. HomeExchange es una manera distinta de vacacionar y hacer nuevos amigos. Un Abrazo de Viaje para vos desde Parque Luro. Aguante InfoViajera!!

  5. Marina dice:

    No pueden guiarse por los comentarios de una página que tiene fin de lucro. Las cláusulas de los contratos que dicen subalquilar también hablan de ceder. El fin de esa cláusula es que personas que el propietario no conoce no entren a su casa. Mínimo pedir permiso al propietario.

    • Cintia C. dice:

      Es una buena recomendación, se puede consultar/avisar al propietario en caso de alquilar. Cada persona analiza cómo proceder según su situación.

  6. Mónica dice:

    Yo formó parte de esta maravillosa plataforma que me ha posibilitado viajar a España a Estados Unidos en forma totalmente gratuita intercambiando mi alojamiento en Argentina. Por otra parte tener la posibilidad de conocer gente estupenda brindándonos toda su atención y confianza lo mismo que los invitados que han pasado por nuestra casa . No siempre tiene que ser un intercambio recíproco puede ser intercambiando puntos. La verdad la recomiendo. Vale la pena perder un rato y leer la filosofía de este tipo de intercambios.

  7. Yanina González dice:

    Buenas tardes! creo q una forma más clásica de usar este servicio por ej es intercambios por puntos. Tengo alojam en bariloche y sumo puntos que luego contrato en cualquier lugar, bajo esta plataforma. haciendo rendir los puntos de la mejor manera.

    • Pablo dice:

      Bien!

    • Cintia C. dice:

      El próximo post va a ser sobre el intercambio por puntos, está buenísimo. Saludos.

    • Bettina dice:

      el pago anual viene en euros?

      • Mónica dice:

        Si pero en la tarjeta como siempre la conversión a dólares ( que hoy estás similares) luego también los impuestos en pesos de país y las percepciones. Igualmente creo que hay una promoción por cumplir la plataforma 30 años que reduce la membresía. . Yo inicié este año en febrero y he disfrutado de de 39 días gratis de intercambio en España y usa. Si te inscribes está bueno que te referencie un integrante porque te dan guestpoints de regalo a tu y a quien te presenta.

  8. Pato dice:

    Buenísimo chicos. Los felicito
    Gracias por todo 😃😃

  9. Monica dice:

    Quizás con el intercambio de puntos me animo !
    De otras maneras no
    Yo amo mi casa
    Pero me gustaría viajar y quedarme en otra sin pagar
    Cada vez que he alquilado casa , me felicitan por el estado en que la dejo
    Y he alquilado para 20 pax
    La cuido como a la mía
    Manejo solo yo el lavarropas, lavavajillas, aires
    Hago irse a la familia un día antes
    Y el día que me quedo con mi marido
    Contrato a una persona para la limpieza profunda
    Queda impecable
    Todos los años los dueños de las casas me llaman par ofrecerme alquilarla
    Pero restar o cambiar mi casa
    Me cuesta mucho
    Mi marido está de acuerdo en hacerlo
    Yo tengo “Pavura”
    Estoy en Verona en este Momento
    Y mi casa sola por mes y medio
    He pensado en dejar a la
    Empleada para que maneje toda la casa
    Y de este modo me quedaré más tranquila

  10. bicyclep dice:

    Como estan chicos? con la excepcion de q el contrao prohiba subalquilar (como airbnb) pero no intercambiar (como home exchange) no le veo la ventaja alguna al trueque de casas en vez d usar dinero, despues de todo el dinero es la evolucion del trueque, no? un trueque mas rapido, eficaz y efectivo… gracias

    • Cintia C. dice:

      El intercambio de casas, ya sea recíproco o por puntos, tiene otro espíritu que el de pedir dinero por tu casa, eso en primer lugar. Después te da otra «flexibilidad» que si ponés tu piso o habitación en Airbnb, me refiero a cómo dejás las cosas, ya que no estás brindando un servicio pago, sino una cortesía, una acción de compartir. Quizás en lo económico alquilar y recibir dinero pueda ser más conveniente, pero, como siempre, va en gustos y formas de viajar. Saludos.

Dejá un comentario