Irse de viaje y pasársela todo el tiempo con el celular

Estábamos con Cintia almorzando en uno de los restaurantes del Puente Galata, sobre el cuerno de oro, en la maravillosa ciudad turca de Estambul, yo estaba haciendo algo con el celular (posiblemente contestando comentarios, empezando algún post o simplemente boludeENTRETENIÉNDOME CON LAS REDES SOCIALES) cuando ella me dice “¿Viste cómo se saludan los hombres turcos?”

La verdad que no, no los había visto, me puse a mirar a los turcos que pasaban y justo no enganché ninguno saludándose. Así que hice lo que había que hacer: me acerqué a los mozos (todos hombres) que estaban charlando alegremente al costado del restaurante, les dije hola en turco y les pregunté sobre el saludo. A los cinco minutos, estaba practicando con ellos el saludo que consistía en tomarse de la mano (como si fuéramos a jugar una pulseada) y darse pequeños cabezazos, sien derecha contra sien izquierda y luego del otro lado. Nos reímos un rato, bah, ellos se rieron bastante de mí 🙂

Este era el entorno en el que sucedían las cosas (sí, estábamos almorzando muy tarde):

Esta mini historia me hizo pensar en que cuando andamos de viaje y estamos con la cabeza inclinada hacia abajo y la mirada puesta en el celular inevitablemente nos perdemos cosas.

No haré un juicio de valor acerca de esto, dado que uno puede estar con el celu cerrando un negocio millonario, bancando a un/a amigo/a que necesita alguien con quien hablar o elaborando las bases de la cura contra el cáncer, como así también estar pasando mecánicamente el pulgar sobre la pantalla, haciendo un doble toque cada tanto y estar realmente haciendo nada mientras la vida pasa al frente, arriba, abajo y a los costados.

Es muy normal ver a los viajeros con el celu cuando están en el alojamiento, ya sea que estén hospedados en hoteles en Rosario, en estancias patagónicas o en un hotel en Manhattan; uno arranca en el desayuno y se organiza, se comunica, o cuando vuelve al final del día se actualiza de las novedades, se contacta con sus vínculos, etc.

Otro de los momentos típicos para utilizar el celular son los desplazamientos en transporte público:

Pero cada vez más en nuestros viajes vemos a mucha gente con la atención puesta en la pantalla mientras está recorriendo.

Acá un señor con el celu mientras está tirado en Kata Beach, Phuket, Tailandia:

Aquí una señorita asiática con el celu en una pequeña isla del Mar de Andamán, Tailandia:

Aquí un señor con el celu mientras pasea en goleta por la Bahía de Guanabara, Río de Janeiro:

Vuelvo a decir, no estamos criticando a los que utilizan excesivamente el celu cuando están de viaje, de hecho, nosotros vivimos con el celu, estamos siempre respondiendo comentarios, gestionando las redes sociales, tomando apuntes, empezando borradores de posts. Miren a esta señorita, por ejemplo 😉

Agradecemos a LAC por su peculiar ilustración para este post.

Y vos, ¿usás mucho el celu cuando estás de viaje? ¿Conocés a alguien que se la pasa TODO EL TIEMPO con el celu, incluso cuando viaja? ¡Contanos! (que te leeremos desde el celular)😜

 

También te podría gustar...

55 Respuestas

  1. María dice:

    Buenísimo post. No es mi caso porque a mi edad entiendo lo que cuesta viajar (económicamente hablando), pero este verano después de ver a nuestras hijas con el celular todo el tiempo, estando de vacaciones en uno de los lugares más caros del mundo, decidimos empezar a viajar solos. En algún momento empezaremos. No vale la pena cuando lo único que quieren es un hotel con buena WiFi.
    Saludos !! Los sigo a muerte y espero pronto el post para emitir como demente !!💪😍

    • jlcota dice:

      Ohh, está bueno para aprovechar y charlarlo en familia el tema.

      Saludos

    • Soledad dice:

      Muy interersante lo que decís. Todavía recuerdo cuando tenía 11 y mi viejo nos llevó a San Francisco, hicimos un hermoso paseo en auto por la costa y yo iba leyendo (no había celulares en esa época, pero yo leía mucho), mi papá se enfermaba de la bronca porque yo y mis hermanos no aprovechábamos y nosotros no entendíamos qué le pasaba. Hoy con 39 años aprecio mucho más un paisaje que a los 11. Y sí es cierto que más o menos a esa edad dejamos de realizar viajes en dulce montón, pero yo al poco tiempo empecé a realizar viajes elegidos por mí (desde los 18 que viajo sola) y los disfruté mucho más, tal vez como vos decís por la consciencia de lo que vale el viaje!

  2. Graciela dice:

    Hola amigos Si también de celu en mano chequeando info o mensajes de los hijos ..jejej mama y basta Algo curioso nos paso durante un crucero que realizamos hace poco Fuimos a cenar con los celus como siempre y las mesas cerca nuestro todos priorizaban conversar reir y hacer sociales en forma directa sin acudir a las redes jejej Nos sentimos cohibidos apagamos el celular y nos abocamos solo a disfrutar Un abrazo grande

    • jlcota dice:

      Es así nomás, viajar nos hace ver otras situaciones y a veces podemos tomar algún ejemplo de ellas.

      Saludos

  3. Verónica Herrera dice:

    Los estoy leyendo desde el celu y de viaje, jaja
    Acabo de volver de Siena donde pasé todo el día (estoy alojada en Florencia). Ahora mismo estoy recargando el celu en el comedor de mi hostel donde hay muuuchos coreanos y solo hablan entre ellos, un bajon. Asi q el celu me salva ja.
    Cuando viajo uso el celu para orientarme con los mapas y sacar fotos. La conexion vuelve cuando regreso al hospedaje.
    Es verdad q hay q levantar la cabeza!

  4. Emi dice:

    En mis viajes solo uso el celular para las fotos o videos, auque debo confesar que a la noche en la habitación de hotel o depto si hay buen wifi me pongo a planear lo que voy a hacer el otro día.. siento cierta paranoia sacar el Celu en un subte o micro en un lugar desconocido ..

    • jlcota dice:

      Según el destino a veces puede resultar poco conveniente andar despreocupados con el celu, no está demás tomar algunas precauciones.

      Saludos

  5. Viviana dice:

    Es verdad todo el mundo en lugares preciosos leyendo o mandando mensajes y demás con el celu, en nuestro caso para nada, si sacarnos fotos, usarlo como gps o alguna dirección que queremos ir, pero tratarnos de que no nos absorba mientras andamos paseando, si cuando va terminando la jornada yo me pongo a ver las redes o chusmear un poco, pero prefiero pasear y disfrutar del viaje porque pasa rápido y uno nunca sabe si va poder volver.
    Saludos

  6. Soy de los que usa el celular para jugar a los jueguitos jajaja mientras espero la comida, cuando viajo, en la parada del colectivo y demás, se tomarme mi tiempo para disfrutar de donde estoy, paisajes, cultura local, etc… si uno sabe controlarse esta bien, sino se pierde de lo que va a disfrutar!!! (También hay que darse tiempo para leer infoviajera😜)

  7. German dice:

    Una regla que trato de cumplir es sólo usar el celular a la noche en el alojamiento o si es durante el dia para buscar algún lugar o dato de algo para hacer en el momento.
    Sino te terminas perdiendo cosas siempre.

    Pd: Me encanta ver siempre como se las ingenian para meter el link de Despegar a búsquedas de alojamiento jajaja

  8. PAOLA dice:

    buenas tardes de domingo ! Viajar sola con marido / pareja es alucinante ,llevo mas de 20años de casada y lo hacemos desde los 6 …aprox …mis hijos saben q viajamos solos y desde chicos difrutan q nos vayamos !! ahora q estan mas grandes /adolescentes …piden prenderse …me paso desilisionarme en Europa …tanta $$ ,tanto esfuerzo y los tipos con el celu …y le busque la vuelta para q los 5 la `pasaramos bien …y lo logramos ! proximo destino sera solo playa y algo de shopping en JUNIO …por ahi los llevamos a lugares Q NOSOTROS ,queremos visitar …y no se ajustan a sus gustos …LO IMPORTANTE NO DEJAR DE VIAJAR !! Disfrutar cada uno a su manera …el q se desenchufa el q no ….un punto medio seria genial ….

    • jlcota dice:

      ¡Todo un desafío el viaje con los chicos grandes! Pero, a no aflojarle, seguro que le encuentran la vuelta para pasar un buen tiempo en familia.

      Saludos

  9. adrián dice:

    Geniales reflexiones Jorge. Yo creo que hay un tiempo para todo. Uno para disfrutar el paseo, otro para conectarse, y otro intermedio que es el que debemos regular para un lado o para otro.

    Sin duda es muy lindo escribir una nota con un maravilloso paisaje por delante. El paisaje se puede mirar un rato, pero luego, ya está, hagamos algo, jajaja.

    Yo, en particular, tengo un celu muy viejo, y no lo quiero cambiar, que sólo uso para llamadas locales. Mientras, para conectarme, mandar fotos, etc, uso un Ipad. Pero nada de whats up, facebook, o similares.

    Todo el tiempo que invierto conectado (no pierdo, invierto), lo disfruto mucho, ya que genera un constante intercambio con la gente. Alguno pregunta por un lugar, o un horario, o simplemente disfruta una foto.

    Recuerdo un día que había sido muy largo, y todavía no había twitteado nada, y una chica en twitter que me mandó una pregunta “¿Y adrián? ¿hoy no hay fotos? Eso resume todo, hay gente que disfruta tu recorrido y lo que subís, y la información que vas compartiendo.

    Seguramente en tu caso,habrás salvado a alguien que estaba varado en algún aeropuerto con algún problema de papeles, o alguna conexión en especial.

    Me encantó el post.

    Saludos.

  10. Santiago dice:

    El celular ya es una herramienta indispensable. Ya ni se me ocurre no estar conectado en ciertos lugares. Y por otro lado tengo el TOC de no poder ver ni una sola notificación sin abrirla. Necesito saber que está pasando. Chequeo los mails, Leo los mensajes. Todo. Un amigo me decía: “Estas de vacaciones en Rusia, como me vas a reservar un asiento?” Y te lo hacía…no me gusta estar desconectado. Ni hablar del tiempo perdido por no tener gps o celular con datos. Y la peor humillación de todas: preguntar por una calle o lugar. A mí déjame con el celular conectado.

    • jlcota dice:

      Me parece que no estás sólo con el tema de la imposibilidad de dejar notificaciones sin leer. Somos muchos los que vivimos hiperconectados y no nos sentimos “culpables” por ello.

      Saludos, Santiago

  11. Guillermo dice:

    Es muy cierto Jorge, pero no pasa solo cuando estas de viaje y te poder perder un saludo turco, es asi todo el dia, almuerzos, reuniones de trabajo, asados con amigos, ME ENFERMAN, es mas, sere una mala persona, ponele, me alegra mucho cuando le arrebatan el celular a alquien por la calle o en el transporte publico, por favor desconectate, son 15 minutos de transporte, es un asado con amigos, no podes desentenderte de las redes sociales? No vengas. La conectividad, creo que nos perjudico bastante, en este tipo de cosas.

    • jlcota dice:

      Uhh, se nota claramente el hartazgo que te provoca el tema, algo que se perfila difícil de “combatir”…

      Saludos, Guillermo

      • Guillermo dice:

        Si que se puede combatir Jorge, perfectamente. No es que yo no dependa del celular (cuando se me rompio y estuve un un dia sin el, me di cuenta lo dependiente que somos de la tecnologia, contactos, citas, datos, etc.), pero de ahi a andar como un zombie como dice Cristian mas abajo hay una diferencia tremenda. Es demasiado comun ver gente hipnotizada subiendo las escaleras del subte contestando un whatsapp, molestando y entorpeciendo el libre andar de los demas, textear manejando y lo de perderse un buen paseo de vacaciones por esa adiccion al celular es imperdonable (para mi). Disfruta de la charla en la mesa, de una buena comida, del ambiente. El celular lo podes chequear en el hotel. En cuanto a como se combate, por ejemplo, en reuniones de trabajo se dispersan con el celular, me voy de la reunion, en un asado de amigos, si no lo apagan o lo alejan se los tiramos a las brasas. En seguida se ubican y dejan esas costumbres de lado.

  12. Cristian dice:

    Detesto la gente zombie que está todo el tiempo mirando una pantallita y más en vacaciones. Desconectate. Por favor.
    En mi caso, en vacaciones dependo bastante del celular por el tema del GPS, porque siempre alquilo auto. Pero después limito el uso al mínimo indispensable, sacar fotos, mensajear cuando estoy en el hotel (para que no piensen que estoy muerto jeje) y avisar que llegué bien. En vacaciones no visito ni una misera página web, ni red social (salvo whatsapp) y realmente me desconecto de todo. Sinceramente no entiendo a la gente que se pone a chequear mails laborales en vacaciones. O están merendando a la tarde, mirando el mar, abren Clarin y sacan tema de charla política. Les corto el rostro al toque.

    • jlcota dice:

      Pero, che, a no detestar que cada uno viaje como quiera y pueda.

      Está muy bien lo de no visitar webs cuando viajás, ¡Con excepción de Infoviajera.com! 😜

      Saludos,Cristian

  13. Igbas dice:

    Colgarte con el celu viajando en transporte público es un pecado!!

    Todo trayecto sobre la superficie me permite descubrir algún rincón desconocido de la ciudad, o toparse con uno conocido pero desde otra perspectiva!

    Ni hablar lo lindo que es descubrir un lugar inesperado y bajarse repentinamente para recorrerlo; todo por no colgarte con el celu!!

    • jlcota dice:

      Sin duda ir apreciando el trayecto e incluso la posibilidad que comentás de bajarse espontáneamente son buenas ideas Igbas.

      Saludos

  14. Ged dice:

    Uso bastante el celular en los viajes. Es que tengo todo organizado por medio del smartphone: desde los tickets digitales de trenes, aviones, el GPS, los lugares a visitar, Duolingo para entrenar los idiomas.captura de fotos/videos (además de con mi cámara) etc.Pero lo que trato de evitar en los viajes es usarlo para ver noticias, twitter, facebook y otros menesteres a los que suelo darles bola solo en casa.
    Y siguiendo por la derivación abierta en el primer comentario de Maria, en mi caso acordé con mis hijos que durante los viajes el celular solo lo usan en el depto/hotel o en los traslados largos. En las salidas diarias, sea playa, caminatas, recorridas, etc, o los dejan en el alojamiento o los traen apagados. De otro modo no pueden disfrutar ni conocer el lugar donde están!!

    • jlcota dice:

      ¿Y como les va a los pequeños viajeros con el cumplimineto de ese acuerdo, Ged?

      • Ged dice:

        jaja, no tan pequeños (13 y 14) y recien arrancamos este verano en las playas de Chile con gran éxito y sin quejas, tras q en un viaje anterior miraban más videos de youtube en el celular q el paisaje!!

      • Ged dice:

        Pero en lo que concierne a mi parte, si bien al smartphone lo llevo a todos lados y lo uso seguido en todo lo relacionado al viaje como comenté, mantengo a rajatabla día y noche (con/sin wifi) el no usarlo para twitter, facebook, leer noticias, etc. Me desconecto por completo. La única excepción, además de revisar el mail por temas del viaje y las comunicaciones fliares de rigor, es subir fotos a Instagram. Me imagino por obvias razones que no podrás hacerlo en tu caso jaja. Saludos

  15. Nancy dice:

    Uy!! Aca llegué yo : el bicho raro… porque hace unos 3 años, o algo mas, que viajo de vacaciones sin celular!! Llevo un ipad o ipod con todas las aplicaciones necesarias: mapas, conversores de monedas y de medidas, blocks de notas (tambien uso mucho cuadernito escrito a mano para recordar cosas durante ese tiempo),mi música, netflix, bue, todas las apps de viajes habidas y por haber. Pero me comunico solo por mail con el resto de mi familia y amigos. No sé.. a mi me funciona el sistema.. realmente descanso , me desconecto por completo y disfruto mucho,pero mucho más .Al principio fue todo un desafío, era como ir a la aventura de la nada misma.. jaja!. Pero ahora me encanta el momento en que apago el celu, lo meto en el cajón de la mesita de luz, y salgo para Ezeiza!!

  16. DarioV dice:

    Lamentablemente lo primero que hago al organizar cada lugar de visita es resolver el tema de conexión a internet, ya sea una isla perdida en cualquier mar/oceano o en un crucero. Al llegar siempre instalo mi oficina donde este. Pero soy un agradecido, hace 15 años atras directamente no podía irme de vacaciones y toda mi familia lo sufria, ahora podemos recorrer el mundo y veo a mis niñas disfrutar de cada lugar, y yo lo disfruto a mi manera.

    • jlcota dice:

      Un claro ejemplo de cuando la tecnología nos ayuda y nos brinda un poco más de libertad.

      Saludos, Darío

  17. Daniela dice:

    Volví hace poco de un viaje, me sorprendió como los amigos con los que viajaba estaban tan pendientes del celular, o de llegar a un lugar a comer e intentar conectarse al wifi antes que agarrar el menu, como regla personal, cuando viajo al exterior no activo los datos, ni tengo un chip local, para justamente poder desconectarme, me las arreglo con aplicaciones de mapas descargados, y el wifi del alojamiento, si hubo veces que hubiera solucionado todo mucho más rápido de haber tenido datos en el celular, pero muchas veces las mejores historias fueron por tener que preguntar, perderse y adivinar, por no poder consultarlo en el celu!

    • jlcota dice:

      Impresiona un poco en casos como ese, en el que en un grupo todos los demás están en “otra sintonía”.

      Saludos, Daniela

  18. A mi por suerte no me las demasiado. Siempre que ando viajando me pongo como meta no utilizar el celular hasta final del día más que todo lo que son las redes sociales aparte como soy fotógrafa realmente lo más utilizo es la cámara de fotos por lo que el celular queda (muy) a segundo plano. Lo que si me molesta mucho es cuando estas con compañeros de viajes o amigos y mientras estas hablando es tan con el celular todo el tiempo…me irrita mucho! Me parece que estaría buenísimo que seamos más conscientes de este excesivo uso que se les da aunque me parece que es el gen del milenio y que la sociedad y evolucionado así!
    Muy buen post!
    Saludos.
    Gradiva

    • jlcota dice:

      Hola, Gradiva,

      Muy entendible la molestia cuando los compañeros de viaje estám sumidos en las redes.

      Ya que estamos compartite una muestra de tu trabajo fotográfico así lo conocemos.

      Saludos

  19. Ireny dice:

    Me causó gracia la foto del tren que publicaste ya que yo me pasé un par de veces de estación, volviendo en tren a mi casa colgada del celu. Eso si siempre me pongo en un lugar seguro donde no me lo puedan arrebatar, o lo miro desde la mochila, no sabes como me duele el cuello despues jaja.
    Pero cuando estoy en reuniones de trabajo, con amigos o familiares, no lo miro, ya que me parece una desconsideración hacia la otra persona.
    Con respecto a los viajes hago como la mayoria escribió en este post, lo uso para fotos y videos durante el dia y a la noche aprovechando el wifi del hotel, me dedico a subir todo lo que saqué con el celu y socializar por las redes.
    El planteo que si llegué a hacerme en algún momento, es estar demasiado pendiente de las fotos todo el tiempo y no disfrutar tanto del paseo en si, es como una obsesión de tener un recuerdo de todo como si nunca mas fuese a volver e ese lugar. Despues me doy cuenta que tengo 500 fotos de lo mismo y que sólo me interesa conservar una de ellas, asi que para el próximo viaje me puse como objetivo ser un poco mas moderada 🙂

  20. Ged dice:

    Jaja, habrá que sumarla!

  21. GRi dice:

    Antes q las selfies se llamaran selfies, iba con un telefono siemens a todos lados. Hta que me empezo a pasar de no recordar los lugares sino las fotos que sacaba y ahi me volvi loquita y no saqué mas fotos. Mi novio saca algunas… yo prefiero recordar la brisita en el cuerpo del paseo en moto por la costa amalfitana, la luz del atardecer en Meta, el friiiiiiio y el miedo que senti volviendo de Capri, el calor del solcito del mediodia en el mediterraneo, el vertigo que sintio mi alma cuando subi a la piazza michelangelo y vi florencia en todo su esplendor, la sonrisa de mi novio cuando manejo la ferrari 20 min, una noche inolvidable de primavera en el trastevere caminando sin rumbo, etc….. Todos estos recuerdos no se pueden capturar en una foto (o casi nunca en las que yo pueda sacar jajaja), y me los hubiese perdido preocupandome por salir bien por la papada, por los ojos cerrados……

  22. Esteban dice:

    Volvimos hace una semana de un viaje en familia con mi mujer y mis 2 hijas. Uso mucho el teléfono para el laburo (estoy de guardia pasiva fuera del horario laboral). Igualmente antes de viajar borré la cuenta de correo del trabajo para no recibir nada de nada y ni siquiera tentarme en ver como iba la oficina a mi cargo durante mis vacaciones. En esta ocasión reservé hotel en Playa del Carmen y Cancún sin WiFi, el costo era mucho menor y lo que si compré fue el chip de HolaSim México (dentro de todo una muy buena experiencia y se puede usar un teléfono para darle WiFi al otro). No puedo decir que viví con el celular encima pero tampoco estuve tan pendiente, los llevábamos encima porque son cámaras de fotos y con las nenas no nos queremos perder un momento y aprovechábamos para poner al tanto a nuestras familias a través de Whatsapp y enviarles fotos de las niñas…
    Muy buen post, muchas gracias por hacernos participar y por toda la información que brindan!

    • jlcota dice:

      Drástico pero acertada parece que resultó la decisión de borrar esa cuenta 🙂

      Gracias por el relato, Esteban.

      • Esteban dice:

        Fue acertadísima! Pero sirvió, para disfrutar paseos, excursiones y lo simple de la vida! Me hubiera gustado disfrutar el viaje en Ferry a Isla Mujeres pero el piloto de Ultramar ese día estaba apurado al parecer y de los viajes solo nos quedaron los recuerdos de las náuseas… Isla Mujeres valió la pena…

Dejá un comentario