Pensé que era algo de “la isla de la longevidad”, pero pasa en toda Italia

En el 2014 visité la segunda isla más grande del Mediterráneo, Cerdeña. Fue un viaje muy, pero muy breve en el mes de febrero, fuera de la intensa temporada alta de los meses de verano del hemisferio norte. El destino tampoco era de lo más turístico, fui a la parte central de la isla, una zona que no es tan frecuentada por los turistas que buscan disfrutar de sus increíbles calas y playas. Se trata de Orotelli, una antigua localidad que hoy cuenta con poco más de 2.000 habitantes.

Ya en otros posts les contamos algo sobre esta localidad, allí es donde encontramos la mejor pizza del mundo.

Hay mucho para hablar sobre esta enorme isla, una de sus características es la longevidad de sus pobladores, por lo que es frecuente referirse a ella como “La isla de la longevidad” (aunque este título también lo ostentan otras islas del Mediterráneo, como la griega Icaria).

Pese a su reducida superficie, muchas cosas me llamaron la atención en Orotelli. Una de ellas fueron las llamadas affissioni mortuarie o affissioni necrologiche.

La primera vez que las vi fue en un muro en las inmediaciones al “Bar de Rosa”, no me estoy refiriendo a uno de los bares, sino “al bar” de la población, un pintoresco establecimiento en el que encontramos varios de los centenarios de Cerdeña tomando algo, jugando y charlando alegremente entre ellos y a su vez con otros pobladores más jóvenes. Por supuesto que allí fuimos muy bien recibidos, nos agasajaron, nos preguntaron de todo, nos contaron de todo, nos invitaron de todo, incluyendo un aguardiente tan fuerte como no creo que exista en ningún otro lugar de planeta… Pará, esa es otra historia, estábamos hablando de las affissioni necrologiche.

Decía que al lado del Bar de Rosa, encontré un muro con carteles de papel pegados, como los publicitarios que hay en las calles de Buenos Aires, pero distintos. Eran varios, todos juntos en un lugar, de distintos tamaños, todos en papel blanco y escritos con letras negras, solemnes. El muro evidenciaba signos de haber estado recibiendo estos carteles durante años, carteles pegados sobre otros, pedacitos de pegamento acumulados, carteles envejecidos sobre los actuales…

Al mirar en detalle vimos que en ese muro se comunicaban los avisos fúnebres, como los que figuran aquí en una página del diario. Me resultó bastante curioso, reflexioné un poco sobre la comunicación, el concepto de comunidad, el uso del espacio público y cosas por el estilo. Me quedó grabado como una curiosidad sobre la localidad de Orotelli, provincia de Nuoro, subregión de Barbagia, isla de Cerdeña, Italia.

Pero este año volví a Cerdeña y visité otra pequeña localidad que no llega a tener 1.500 habitantes, Santa María Navarrese, sobre la costa oriental de la Isla. Miren lo que encontré en el centro:

Como pueden ver, aquí no estaban sobre un muro, sino sobre una estructura de metal específicamente dispuesta para tal fin, incluso se observa que depende de la municipalidad, dice “Comune di Baunei – S. Maria Navarrese”.

Listo, esto es algo que se da en Cerdeña, pensé.

A los pocos día me tomé un avión a Bari, en la región de Puglia, ya en la Italia “continental”, al sur, en el taco de la bota, alquilé un auto y recorrí algunas de las localidades de esta hermosa región.

Miren lo que encontré en la localidad costera de Monopoli:

Y más hacia el centro del Puglia, en la particular localidad de Alberobello:

A esta altura ya estaba claro que, a diferencia de la conclusión a la cual yo había arribado, esto no era “algo de Cerdeña”. ¿Sería algo del sur, algo que se daba en toda Italia?

Para esclarecerlo, decidí preguntarle sobre el asunto a mi amiga italiana Antonia y esto fue lo que me contestó:

Affissioni mortuarie. Tipiche in tutta Italia. Nelle grandi città, semplicemente, non ha molto senso usarle perché dovresti metterle dappertutto. Comunque si usa anche metterle sul giornale, c’è la pagina dedicata, ogni giorno, su tutti i giornali locali e nazionali…

Ovviamente è una cosa a pagamento e la fanno sia i parenti che gli amici…tipo lettere di addio

Básicamente me comenta que es algo típico de toda Italia, que en las grandes ciudades no tiene mucho sentido hacerlo porque habría que ponerlas por todos lados y que en esos casos se usa publicarlas en el diario, que hay una página específica para ello todos los días en los diarios locales y nacionales. Nos cuenta que es algo de pago y que lo hacen los parientes y amigos a modo de “carta de adiós”.

Ahora me pregunto, esto que originalmente me llamó la atención en una pequeña localidad en el medio de Cerdeña ¿será algo más común de lo que imaginaba y se dará en otras partes del mundo? ¿Lo harán incluso en pequeñas localidades de la Argentina…?

Este video ya lo compartí en otro post, pero ya que mencioné los centenarios de Cerdeña, no viene mal mirar cómo los científicos más avanzados intentan revelar su secreto:

Y ya que estamos, no puedo dejar de compartirles este otro ángulo de la maravillosa Cerdeña: Recorriendo calas en Cerdeña, Italia: Belleza sin fin.

 

También te podría gustar...

33 Respuestas

  1. Cin dice:

    Que tal Cerdeña en Febrero? en verano había días muy ventosos, que pudieron hacer en esa época? Playas imposible no?

    • jlcota dice:

      Hola, Cin,

      Fue un viaje cortito y particular, recorrimos la capital, Cagliari en el sur de la isla, nos tocaron días cálidos, andábamos en remerita. Luego visitamos Orotelli y luego Nuoro, por las noches estaba bien fresco.

      Ni pensar en meterse en el mar en esas fechas, salvo que tengas una gran tolerancia al agua fría o algún equipamiento adecuado para ello.

      De todos modos, la Cerdeña interior es hermosa también, hay cavernas, sitios arqueológicos, se puede hacer senderismo, turismo cultural, enogastronómico, etc.

      Saludos

  2. Liliana dice:

    Cómo me gusta leer tus posts, aún no habiendo conocido ciertos lugares que mencionás, haces que uno se sienta alí y con placer. Muchas gracias. estaré en la bellisima Italia en febrero.

  3. Luis dice:

    Yo vi los carteles meritorios en Montepulciano y en Chianciano Terme, en plena región Toscana.
    Me llamó muchísimo la atención!

  4. Verónica Herrera dice:

    Buen post! Gente que no se preocupa si no tiene conectividad o se cayó whatsapp. Tampoco están pendientes de los precios locos para emitir como dementes como nosotros!
    Se pasan la mayor parte del día cultivando el huerto, se levantan muy temprano a la mañana y se acuestan al caer la noche, comen verduras de hoja mayormente. Hay que nacer de nuevo para acomodarse a esa vida…
    Yo me voy a Cuba en menos de una semana y estoy haciendo ejercicios mentales para pensar que voy a estar sin redes sociales, sin Google y sin mail durante 9 días jaja

    • jlcota dice:

      Sin dudas esa será una experiencia muy positiva, Verónica, es un sano ejercicio el de vivir unos días de otro modo.

      Saludos

  5. karina dice:

    Soy de familia de sardegna, en la provincia de oristano, un pequeño pueblo llamado a Tresnuraghes.
    Me quedaría ahí, me gustaría hacer el camino al revés que hizo mi abuelo a principio del XX.
    Hermosa isla del mediterráneo.

    • jlcota dice:

      Relacionado con el nombre del pueblo de tus ancestros, es muy interesante y revelador visitar los Nuraghes, sitios arqueológicos que se remontan a la época megalítica. Una más de las incontables maravillas della Sardegna 🙂

      Saludos, Karina

  6. valeria dice:

    A mi tambien me llamaron mucho la atencion los cartelitos funebres en la Isola de Santa Marina Salina. Pero, ahora que leo la nota, parece que es algo muy normal. Y en cuanto a la longevidad, pase durante cuatro o cinco dias, a la mañana, mediodia y atardecer por un terrenito sobre el mar, y alli estaba, un señor muuuy mayor carpiendo, regando, cuidando, etc su huerto, bajo el rayo del sol como si nada. Creo que ahi esta un poco el secreto de su longevidad.. aire libre y mucho contacto con la naturaleza.

  7. Natalia dice:

    Que buen informe,nunca había oído nombrar este tipo de situaciones necrológicas.Asi que fueron a Puglia,Pasaron por los trullis?.Me encantó el vídeo con los viejitos trepando las montañas, qué lugar hermoso, dan ganas de irse un tiempito allá no ?Saludos?

    • jlcota dice:

      Sí, Natalia, regresando desde Monopoli hacia Bari fuimos a los trulli de Alberobello, recorrimos detenidamente hasta la caída del sol. En breve haremos post al respecto.

      Saludos

  8. Maria del Rosario Collico Savio dice:

    A mí me llamó la atención eso mismo. Lo vi este año en Santa Marguerita, cerca de Portofino y también en alguno de los cinque terre.

  9. marjabra dice:

    Muy buen post. Estoy tentado de hacer algo parecido en Julio, pero no me animo por el calor. Sera soportable? Saludos

    • jlcota dice:

      Fuimos a Venecia, Cerdeña y Puglia este mes de julio, hacía calor, pero a nosotros nos resultó soportable, claro que contando con buenas dosis de playa 🙂

      Saludos

  10. Sonia dice:

    Yo viví en Italia por 7 años y la verdad nunca me percate de los afiches funebres!! claro, luego de leer el post entendí que era po haber vivido en una ciudad (Brescia, que está entre Verona y Milán) Pero recuerdo que mi abuela siempre leía los avisos fúnebres del diario para enterarse del fellecimiento de sus conocidos!!! ups!!
    El abuelo de mi marido es de Macerata, provincia de Le Merche, y a sus 104 años a cumplir en enero próximo está requete bien,..es increíble lo que come! ni remedios toma. Le decimos que tiene el gen de Matusalem. Y eso que vino de Italia a los 4 años.

  11. Irene Purlan dice:

    Exactamente lo mismo ví en Acquaeria, Como, en la Lombardía (además de “paese” de ensueño) me llamó mucho la atención también. Los cementerios también son una maravilla, que he visitado por temas familiares. No es un tema “felice” pero es la vida. Gracias por compartir siempre tantos detalles. Los felicito.

  12. Silvia dice:

    Te cuento que los vi en Barakaldo, en Sestao y en Portugaletes, todos pueblos cercanos a Bilbao, pcia de Vizcaya. La primera vez los vi cerca de la Iglesia en Barakaldo pero en Sestao estaban pegados en la puerta del club local y sobre todo me llamó la atención que el primo de mi marido iba todos los días a ver la cartelera en Barakaldo, la verdad es q la primera vez que caminando nos paramos ante esa cartelera no le presté atención, recién el tercer día que se detuvo ,observé de que se trataba y le pregunté si siempre publicaban allí los nombres de los fallecidos y me dijo que era una costumbre de años publicar allí , claro allí se conocen todos!

  13. Guillermo dice:

    Jorge, en la zona de Sorrento, Capri y la costa Amalfitana, esta lleno, en cuanta pared veas, nos llamo mucho la atencion. Un lindo post para refrescarnos las imagenes de viajes pasados y de paso incorporar mas datos de las constumbres de otros paises.

  14. dayanacba dice:

    En Bolivia había un programa de TV dedicado a las necrológicas… así que la muerte es un tema importante no solo en Italia.

    Y lo de leer las necrológicas del diario es una costumbre de mucha gente, incluída mi madre!

    • jlcota dice:

      Tenemos un par de amigos “entrados en años” que lo primero que hacen al tomar un diario es buscar esa página 🙂

      Saludos, Dayana

  15. grachublog dice:

    Hola JlCota! También los encontramos en Albisola Superiore, Savona, Liguria, que visitamos porque era el pueblo de mi tatarabuelo. Saludos!

Dejá un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.